lunes, 23 de abril de 2018

MISA TRIDENTE/MAAURGE SPLIT - "EL EXTERMINIO DE LA FE" (LENDT, 2017)


Hace más de dos años que el músico encargado de los proyectos BUIO MONDO y MONO CANÍBAL (anteriormente en proyectos de Metal Extremo) intentó hacer un experimento sociológico con un servidor. Me pasó un tema y me dijo: "a ver qué te parecen esta gente". Yo, que de tonto no tengo un pelo, lo primero que le dije fue que eso lo había hecho él, y no me equivoqué. MISA TRIDENTE tenía siete capas de polvo como siete pecados capitales encima. Siete estratos geológicos y siete estigmas sociales, y por fin, se impone la cordura y el proyecto ve la luz con la aparición del corte "Año 0" en formato Split Cassette con MAAURGE, de los que os hablaré más adelante.

El caso es que intentando reflejar un derroque absoluto de los dogmas, la cinta viene a titularse "El Exterminio De La Fe". El mismo monicker de MISA TRIDENTE proviene claramente de MISA TRIDENTINA, establecido mediante el Concilio de Trento como denominación de origen para el rito romano de la Iglesia Católica. Curiosamente, y aquí voy a equivocarme seguro, pero no puedo evitarlo, el concepto TRIDENTE lo asocio muchísimo a OPERACIÓN TRIDENTE pero ojo, no la susodicha operación actual contra la corrupción, sino otra supuesta asociación de eventos en época de Franco cuyo último fin era desacreditar el llamado Fenómeno de las Caras de Bélmez. Esto puede parecer una firme tontería, pero es que da la casualidad que estos últimos días ando escuchando esta cassette y el split de MONO CANÍBAL con la banda PLAGIO, donde una clásica fotografía de JIMÉNEZ DEL OSO ilustra la portada. Pseudociencia, ritos y Dark Ambient... ¿quién no va a quedar seducido por semejante apuesta?.


El tema "Año 0" es un descenso apocalíptico a lo largo de un túnel biológico, profundamente humano. Diríase que es un intestino por el que se desliza una procesión inacabable de penitentes, creyentes y supersticiosos cargados de exvotos, velas e incensarios. La percusión a base de sintes es lenta y espaciada (timpánica), remitiendo al Funeral Doom más eclesiástico a lo SKEPTICISM (y sin guitarras), mientras unos samplers de rezos saturan claustrofóbicamente los 25 minutos que dura la Cara A de la cinta. Distorsión muy deudora del Drone Doom de los olvidados hispanos LIKE DRONE RAZORS THROUGH FLESH SPHERE. Interludios muy oscuros que ponen los vellos de punta y vuelta a arrancar la procesión y los rezos, solo que esta vez más lejanos, lentos y decadentes.

Ya sé que están dentro de un intestino humano, pero mi verdadera duda es si se dirigen hacia la boca o hacia el ano.


Por su parte, MAAURGE es el proyecto del polifacético MANUEL CANTERO, toda una institución en el mundo del artwork (PROCESONEGRO) y colaborador en bandas como BUENSUCESO. Su tema, "Una Corona De Mentiras", es un nihilista y perturbador himno que va creciendo en intensidad y que pasa tanto por la Dungeon Music como el Dark Synth, pero con lentas paradas en la experimentación del Noise y la música Industrial. El sonido de MAAURGE tiene un pie en la escudería COLD MEAT INDUSTRY, y para saborear bien el regusto a alquitrán hay que tener los oídos bien entrenados; la verdadera melodía es tan espaciada y está tan soterrada que sólo si tus bpm (beats per minute) cerebrales se sincronizan con la fluidez a cámara lenta de los soundscapes de CANTERO podrás disfrutarlo a pleno rendimiento.  Impagables las lentas notas de piano en el clímax final o los golpeteos de un martillo sobre clavos (reliquia?).

Por cierto, las similitudes con BADALAMENTEI y LYNCH están ahí para el que quiera encontrarlas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario