jueves, 21 de mayo de 2015

PYLAR - "HE VENYDO A RECLAMAR MY TRONO" (KNOCKTURNE RECORDS, KTR014)



El siguiente texto está obtenido del volumen LA MISA Y SUS MISTERIOS, del perseguido autor esotérico J.M.RAGON (Jean-Marie Ragon de Bettignies / 1781, Bray-sur-Seine - 1862), uno de los grandes sabios del ocultismo y la simbología. 

Sirva de presentación introductoria a esta reseña:

"El oficiante lleva, en lo alto de la cabeza, in monte sancto, asiento del sentido religioso, la tonsura; esta marca redonda es evidentemente el emblema de su consagración al Sol, cuyo disco representa. Bendice al Gran Astro en nombre de la tierra.

El oficiante, llegado al pie del santuario del Sol, procede a la introducción al sacrificio de la Cosecha. Este comienzo se llama, en lenguaje místico, Introito y consiste en un diálogo entre el sacerdote y su asistente, entre el hierofante y el neófito. El celebrante, signándose con el signo de la tierra, signo crucis, anuncia que es en su calidad de mediador como va a hablar, en su nombre, al Gran Arquitecto del Universo. Este signo indica que no hay profanos; este signo es también la Tao de Osiris, símbolo de la vida.

¿Qué entiende el celebrante por su Santa Montaña, sino el altar situado sobre una elevación a donde no llegará sino después de haber subido las gradas simbólicas? ¿No han adorado, todos los pueblos, al Sol en los altos lugares? La torre de Bel, Baal o Babel fue su templo en Caldea.

Por Monte Santo, los hierógrafos modernos han entendido que se conservan los recuerdos de estos altares primitivos y la memoria de las antiguas iniciaciones, en el Introito de la ofrenda de la Cosecha".

HE VENYDO A RECLAMAR MY TRONO, segundo trabajo de PYLAR, se nos revela al común de los mortales como una de las más brutales obras épicas que se han parido en nuestras fronteras.

Hermética y cargada de simbología en cada uno de sus detalles, y magnética, pegadiza y obsesiva como un Mantra Sagrado. 

Construida sobre el símbolo del 3, el tríptico se compone de la homónima HE VENYDO A RECLAMAR MY TRONO, EL HERRERO y LA TRIPLE DIOSA, todo ello en un sólo tema de 46 minutos de duración. 

Tomando como referencias estructurales y de conocimiento las obras de culto LA DIOSA BLANCA (ROBERT GRAVES) y DIOSAS Y DIOSES DE LA VIEJA EUROPA (MARÍA GIMBUTAS), y barriendo de la faz de la tierra cualquier posible influencia de otras bandas que puedas imaginarte, PYLAR ha creado algo único, personal e intransferible de tan difícil clasificación y etiquetado que probablemente esta reseña no sirva de nada si no has escuchado antes el disco. 

Un sacrificio personal en nombre de La Resurrección de la Piedra y lo Telúrico, lo Espiritual y Ancestral... por ello no sólo han VENYDO A RECLAMAR SU TRONO, yo creo que han VENYDO A DEFECAR EN LOS VYEJOS TRONOS; a derribar los velos de la mentira de MAYA e invocar a SHIVA EL DESTRUCTOR restaurando el Antiguo Conocimiento Perdido.

La portada e ilustraciones de GAMAHEO sencillamente tendrían que verse reflejadas en vinilo; una maravillosa obra llena de recovecos y significados, junto con un uso de los colores hipnótico como tomarse un válium en una plática de KHRISNAMURTI. Producción perfecta como siempre a cargo del Alto Maestre RAÚL PÉREZ de LA MINA STUDIOS, y nuevamente KNOCKTURNE como difusores de la plaga.

El carácter litúrgico de los primeros 15 minutos de esta obra es probablemente el equivalente épico (o al menos yo lo siento así), a un cruce entre ACHILLES, AGONY AND ECSTASY de MANOWAR y los catedralicios órganos de JACULA en las oscurísimas obras del italiano ANTONIOUS REX. El agua lo inunda todo y el conjunto de percusiones, teclados y voces parecen retrotraerte a un viejo Bajel de índole espiritual que busca su puerto en tu estructura neuronal.

Y es que el viaje de La Gran Dama de la Próspera Tiro se me antoja una especie de conexión sináptica entre neuronas que se activan cuando las naves trascienden los Pylares, símil de Dendritas, Axones y otros "Cultivadores de los impulsos nerviosos". 

Los cánticos de LENGUADECARPA se te introducen en tu cerebro primitivo y no te sueltan hasta dejarte absolutamente rendido, a lo que ayuda el carácter hipnótico de la música.

Los siguientes 15 minutos comienzan con una melodía deudora del poema sinfónico ALSO SPRACH ZARATHUSTRA pero con la inmanencia de BASIL POLEDOURIS y que con la introducción de las percusiones adquiere la poderosa religiosidad que CAMILO SESTO le puso a la obra de culto de JESUCRISTO SUPERSTAR (sí, reconozco que a estas alturas de la reseña he perdido pie, y me encanta sentirme así). 

Coqueteos con el ambient, lo marcial y la música Ritual dan paso a una lóbrega marcha fúnebre en la que se sacrifica el cordero a las mismas puertas de la Atlántida Tartéssica. 

Tengo los vellos tan de punta que han perdido riego, se han osificado y se desprenden transformándose en polvo. GAMAHEO, TRARAMES, LENGUAdeCARPA, BAR-GAL y AHK PHYPRO han exhumado las algas pretéritas de las marismas atlánticas... y tú ni siquiera te has enterado en tu pútrea miseria tecnológica.

La tercera parte de esta magna obra, de otros 15 minutos de duración, es una salvajada en la que lo único que puedes hacer es dejarte llevar. Acostumbrarte al vacío y a la ausencia de gravedad... dejarte penetrar por las reverberaciones de los cantos, las guitarras como hachas de guerra, los vientos cósmicos y los teclados que forman un poderoso muro que cual dedo divino se te introduce por el Ano y te da la vuelta exponiendo tus entrañas para que las devoren los Antiguos Dioses (tal y como cogemos el fruto de la higuera y lo ingerimos, así serás derrotado por el Carácter Prístino de lo Sagrado).

RECORDAD A LA MADRE!.



No hay comentarios:

Publicar un comentario